22 julio, 2022

¿Qué test psicológicos se aplican en el área laboral?

La selección de personal es un proceso vital para la organización. Debe estar enmarcado dentro de una estrategia y ser coherente a las necesidades de la empresa. Existen herramientas que permiten encontrar los mejores candidatos. De esta forma, el test psicológico se destaca como un tipo de test laboral que arroja resultados objetivos y claros.

Según Chiavenato (2019), en el libro Administración de recursos humanos, estas herramientas “constituyen una medida objetiva y estandarizada de modelos de conducta”. Así, de manera precisa, podrás dar con el personal adecuado, con las aptitudes, habilidades y destrezas necesarias.

Los test psicológicos imprescindibles en el reclutamiento

Sin embargo, una prueba por sí sola no es suficiente para medir el desempeño, grado de conocimiento y habilidades mentales de una persona. Es imprescindible utilizar un conjunto de pruebas o batería psicológica.

Los exámenes psicológicos a elegir dependen del tipo de puesto y organización, así como de las necesidades de la empresa. Una de las formas de planificar las baterías consiste en hacerlo según el nivel que el puesto demanda.

Aquí ofrecemos algunos de los test que se emplean con mayor frecuencia:

1. Matrices progresivas de Raven: El Test de Raven mide la capacidad intelectual a través de la comparación de formas y el razonamiento por analogías. No importa el nivel de conocimiento adquirido por la persona, debido a que proporciona información sobre la capacidad de abstracción, la percepción y la inteligencia fluida. Consiste en encontrar la pieza que falta en una serie de figuras que se presentan.

2. Test Dominó: Es un test psicotécnico que mide la inteligencia general de los sujetos, de acuerdo a sus capacidades lógicas. Consiste en 48 ítems con un grupo de fichas de dominó y un espacio en blanco. El objetivo es seleccionar el número que corresponde a la ficha, que va en el espacio faltante.

3. Inventario de personalidad de Jackson: Este diagnóstico psicométrico delimita los rasgos más sólidos y las predisposiciones en el comportamiento, en distintas situaciones y contextos. En pocas palabras, con este inventario se consigue perfilar una tendencia de la personalidad.

4. 16 Factores: Es un cuestionario de la personalidad, creado por el psicólogo Raymond Cattell. En esta prueba psicométrica, se ponen a la luz atributos del individuo como: la estabilidad, sensibilidad, autosuficiencia, perfeccionismo, dureza, ansiedad, tensión, autocontrol, independencia y perfeccionismo.

5. Habilidades mentales de Thurstone: Es un compendio de pruebas que miden habilidades primarias. Los factores que mide son: comprensión verbal, fluidez verbal, comprensión numérica, aptitud espacial, memoria mecánica o asociativa, rapidez perceptiva y razonamiento general. Con esta evaluación, se podrá tener un panorama claro sobre las fortalezas y debilidades del aspirante.

6. Técnica de Cleaver: Es un estudio de personalidad que permite hacer una proyección del comportamiento del individuo, en situaciones normales, con motivación o bajo presión. Permite vislumbrar competencias laborales idóneas, o determinar si su forma de ser se adecua a una profesión en particular.

8. Test de Allport: Las mediciones psicométricas no solo determinan la capacidad de razonamiento o las tendencias de personalidad. Dentro de este abanico de posibilidades, también encontramos, exploraciones como estas, donde se pueden medir los principios y valores éticos del individuo.

9. Human Side: Es un método que descubre los rasgos predominantes de una persona en cuatro áreas: forma de comportamiento, intereses, valores profesionales y distinciones de pensamiento.

10. Test de Moss: Son este análisis se pueden perfilar estilos de liderazgo y gerencia. Se evalúa la capacidad de identificar problemas y cómo afrontarlos.

Emplear las pruebas indicadas en el proceso de reclutamiento y selección es determinante. Las bases estadísticas y los informes que estos estudios proporcionan son datos que ayudarán en la toma de decisión. Esperamos haberte ayudado.

También te podría interesar:

15 junio, 2022

Habilidades digitales que contribuyen al clima laboral

No cabe la menor duda de que la era digital ha cambiado nuestra forma de entender el mundo que nos rodea e interactuar con los demás, al aportar todo un arsenal de soluciones, entre las cuales destacan las tecnologías de la información y la comunicación. Uno de los ámbitos donde se ha introducido con más fuerza este nuevo paradigma es el trabajo y es justamente por eso que debes conocer las habilidades que requiere tu personal para contribuir a un clima laboral apropiado.

Habilidades digitales imprescindibles en el trabajo

En esta nueva etapa de las relaciones laborales, donde cada vez más aspectos claves dependen del bit de información, el personal de tu empresa debe manejar algunas competencias básicas en materia digital ¿quieres conocerlas?

Manejo eficiente del entorno digital

Tu equipo de trabajo debe estar familiarizado con el manejo de diferentes dispositivos electrónicos diseñados para facilitar las tareas de oficina; así como saber utilizar los principales programas y plataformas informáticas empleadas por las empresas.

Gestión y análisis de la información

Consiste en el manejo eficiente de las TIC para aquellas actividades laborales que así lo requieran; recuerda que estas tecnologías incluyen a la internet y los programas de procesamiento de texto y de datos.

Otros aspectos de esta habilidad son la clasificación apropiada de la información proveniente de la red (noticias, contenido patrocinado, artículos científicos o técnicos, artículos de cibercomercio, entretenimiento…) y la capacidad de generar información usando las TIC, lo cual incluye elaborar informes y listas y mantener actualizadas las páginas y redes de la empresa.

Comunicación digital

Esta habilidad consiste en el mantenimiento de relaciones laborales y profesionales en un entorno virtual. Para la adquisición de esta competencia el trabajador debe estar familiarizado con el uso de los dispositivos electrónicos de comunicación y saber utilizar también de manera apropiada los software, plataformas y aplicaciones diseñadas con ese propósito.

No obstante, la habilidad de comunicación digital no se limita al conocimiento de sus aspectos técnicos, sino que, quien la posee, sabe también comunicarse de manera clara y precisa por este medio y seleccionar la aplicación o software apropiado para cada mensaje, dependiendo de su categoría.

Trabajo colaborativo virtual

Consiste en la coordinación de las actividades de la empresa a través de los medios digitales. Esto incluye las reuniones por videoconferencia, la edición conjunta de documentos en la nube, así como la asignación, ejecución y supervisión de tareas en plataformas de organización.

Proyección digital

En el marco de la revolución tecnológica que vivimos hoy en día, el trabajador, sobre todo cuando ostenta una posición de liderazgo, debe anticiparse a los desafíos digitales y proponer soluciones a cada uno. De igual forma, debe saber escoger la plataforma o software apropiado para cada proyecto.

Mantenimiento de una buena imagen virtual

Consiste en la gestión apropiada por parte del trabajador de su imagen en los medios digitales que conforman el entorno virtual, así como también del mantenimiento de una imagen positiva de la empresa. Entre los mecanismos por medio de los cuales se logra esto se encuentran la actualización constante de las hojas de vida, las respuestas claras, corteses y precisas a las necesidades de los clientes por el sistema de mensajería y el mantenimiento a las redes y páginas de la empresa.

Resolución de problemas

Esta competencia consiste en la identificación, corrección y prevención por parte del trabajador de riesgos y dificultades en el entorno digital.

Tanto la digitalización como la eficiente gestión de los recursos tecnológicos son factores cada vez más importantes para la competitividad de las empresas. Razón más que suficiente para buscar o incentivar las competencias digitales en tu equipo de trabajo.

También te podría interesar:

6 junio, 2022

La técnica Pomodoro para mejorar la productividad

Hay un montón de empresas y personas trabajando horas extras día a día. Aunque no lo creas, trabajar de más no es bueno para ti ni para tu negocio. Laborar continuamente horas extras genera estrés, lo que afecta el clima organizacional y disminuye la productividad. La técnica Pomodoro es sin duda una de las estrategias más populares que ayudan a mejorar la productividad.

¿Qué es la técnica Pomodoro?

La técnica Pomodoro fue desarrollada a finales de los años 80 por Francesco Cirillo. Un estudiante universitario el cual, buscando mejorar su enfoque, empezó a usar un cronómetro de cocina con forma de tomate. Pomodoro en italiano significa ‘tomate’ de allí el nombre de la técnica.

Esta estrategia es muy sencilla en realidad: consiste en seleccionar una tarea y dedicarle toda la atención durante 25 minutos.

¿Cómo funciona esta técnica?

Para comenzar debes ayudarte de un temporizador y seguir los siguientes pasos:

  1. Haz una lista de las tareas que debes realizar y elige una de ellas.
  2. Procede a configurar el temporizador a 25 minutos.
  3. Durante esos 25 minutos debes trabajar únicamente en esa tarea, poniendo el 100 % de tu enfoque en ella.
  4. Al finalizar los 25 minutos, tómate un descanso de 5 minutos y marca 1 pomodoro. Durante el descanso, puedes hacer lo que quieras, estirarte, ir al baño, tomar agua…
  5. Repite nuevamente los pasos desde el punto 1 al 4.
  6. Por cuatro pomodoros, toma un descanso de 20 a 30 minutos.

¿Cómo aplicar la técnica Pomodoro en las organizaciones?

Para implementar esta técnica, es importante que todos los miembros del equipo conozcan de qué se trata. Así todos estarán involucrados en la misma dinámica, se logra que se apoyen entre sí y que se sienta un clima laboral solidario y de interés común.

Cuando el equipo de trabajo conoce la técnica, también se logra evitar las interrupciones entre ellos. Ya que la regla es que, si te distraes y tienes que dejar de concentrarte en la tarea que estabas haciendo, deberás anular ese pomodoro y empezar de cero en el siguiente.

Para implementar la técnica Pomodoro en las organizaciones, es fundamental establecer y asignar las tareas de trabajo, bien sean de un proyecto o tareas cotidianas. Ordénalas por prioridad. A continuación, te damos algunas estrategias que puedes seguir.

Manejar las distracciones

Para ello, haz lo siguiente:

  • Coloca el celular en modo silencioso y desactiva las notificaciones de chat o email.
  • Puede aplicarse la técnica por media jornada. Así, una parte del equipo de trabajo comienza en el mismo momento, coincidiendo de esta manera los tiempos de descanso entre ellos. Mientras, los otros compañeros de trabajo que no se encuentren realizando el pomodoro, podrán atender las llamadas o a las personas que necesiten ser atendidas. Turnándose cada grupo para la aplicación de la técnica.
  • Programar las reuniones. Establecer horarios de reuniones donde todos puedan asistir.
  • Devolver las llamadas al finalizar el pomodoro.

Calcula cuántos pomodoros necesitas para cada tarea

A medida que vas ejecutando tareas, verás que irás mejorando en la planificación y culminación de estas. Los pomodoros te ayudan a ver cuánto tiempo te toma ejecutar cada tarea y así podrás organizar mejor el día.

Lugar para descansar

Es esencial poder tener un lugar agradable donde disfrutar de los descansos, bien sea para tomar un café, comer algo, revisar el teléfono, escuchar música o conversar.

La técnica Pomodoro mejora sin duda alguna la productividad del trabajo. Crea un clima de convivencia y optimiza la comunicación del equipo. Al efectuar las tareas, las personas se enfocan en terminarlas en el menor tiempo posible y hasta vuelven un reto el conseguirlo. Esto mantiene la motivación, mejora la concentración y minimiza las distracciones.

También te podría interesar:

6 mayo, 2022

Scrum como metodología de trabajo

Existen muchas metodologías para gestionar proyectos y maximizar el rendimiento del equipo de trabajo. Sin embargo, que una metodología u otra sea más eficaz o no depende en buena medida del tipo de clima laboral que maneje la empresa.

Scrum más allá del desarrollo de software

Uno de los métodos para gestionar el trabajo es Scrum. Este nombre viene del Rugby, de un momento en el partido en que los jugadores de ambos equipos colisionan y se forma una puja por ver qué equipo se lleva el balón. El que tenga más cohesión, mejor comunicacion interna, será el ganador. Esto es lo que inspira el método Scrum. Es, igual que en el rugby, una forma que todos los miembros de un equipo trabajen mancomunada y sinérgicamente para conseguir un objetivo. Conseguir el balón, ganar.

A grandes rasgos, el método es el siguiente:

  • Un equipo de trabajo de no más de 3 a 10 personas.
  • El flujo de trabajo, en el que hay cinco etapas definidas
    • El planteamiento de los requerimientos.
    • La planeación para llegar a esos objetivos.
    • El sprint del Scrum, que es cuando el equipo trabaja de forma flexible y veloz para poder cumplir con los objetivos. Es la etapa de la implementación, o el desarrollo. Tiene una duración fijada al inicio del proyecto
    • La revisión del sprint, donde se conoce lo que se logró hacer y lo que quedó pendiente.
    • La iteración: elemento importante de Scrum, usar lo que se aprendió en el sprint que acaba de pasar para fijar nuevas metas en el siguiente, corrigiendo lo que hizo falta y consolidando lo que se pudo lograr anteriormente.
  • Lo anterior permite que se genere un producto o servicio visible ya desde las primeras iteraciones y que este vaya mejorando a la vista del cliente.

Ventajas del Scrum y cómo implementarlo

El Scrum nació en el entorno del desarrollo de software. Sin embargo, esta metodología ha trascendido barreras disciplinares y se ha mostrado como un método muy eficiente de distribuir los esfuerzos para aumentar la productividad.

En empresas diferentes al sector de desarrollo de software se puede aplicar y se notarían las siguientes ventajas:

  • Manejo de tiempo eficaz, al tener un sprint de una duración determinada, con unos indicadores clave del cumplimiento de los objetivos.
  • Flexibilidad y adaptabilidad para lograr cumplir con los objetivos.
  • Innovación en cada nueva iteración, según los problemas que hayan surgido en las anteriores.
  • Transparencia. Estrechamente relacionada con la comunicación y uno de los pilares para que el Scrum funcione es que cada persona cuente con la información más relevante para hacer el trabajo, y, del mismo modo, poder inspeccionar lo que se construye y encontrar los cambios necesarios para satisfacer los objetivos.
  • Por último, mejor trabajo en equipo. Que cada persona tenga claridad en lo que debe hacer en el presente sprint para conseguir el objetivo. La división de tareas apropiada permite una mayor sinergia en la que cada uno de los miembros del equipo puede hacer lo que mejor hace de una forma autónoma.

El Scrum puede ser aplicado tanto en pequeñas como en medianas o grandes empresas si se cumplen ciertos criterios. En una gran empresa se puede fomentar el uso del método Scrum para aumentar la productividad si en los distintos departamentos se fijan objetivos y se trabaja como equipo diariamente. En una empresa pequeña, se puede tener una supervisión aún mejor y más global que en una empresa grande. Finalmente, en una empresa mediana debe hacerse por medio de las subdivisiones en equipos.

Todo negocio que busque acelerar su proceso productivo y maximizar sus beneficios puede implementar el método Scrum, siempre y cuando exista dentro de la empresa una cultura organizacional que propicie la innovación, la adaptación al cambio y la flexibilidad.

También te podría interesar:

2 mayo, 2022

Cómo desarrollar las Soft Skills

Al clima organizacional lo hacemos todos los miembros de una empresa. Es por eso que, si queremos tener un buen ambiente, es necesario que el personal de todos los niveles y en todas las áreas tenga habilidades de interacción que les permitan realizar sus tareas de forma armónica.

A estas capacidades para las relaciones interpersonales se les denomina habilidades blandas, o por su nombre en inglés soft skills. A continuación, te decimos lo que necesitas saber sobre ellas y cómo mejorarlas.

¿Por qué son importantes para el clima organizacional?

Son una parte esencial de lo que se requiere para poder trabajar con otros y pueden tener una influencia positiva en tu carrera. Si eres un microempresario o un profesional autoempleado, las habilidades sociales pueden ayudarte a buscar, atraer y retener clientes.

Tener habilidades desarrolladas de presentación, para crear redes o conocimiento de los buenos modales, te pueden ayudar a ganar nuevos clientes y obtener más proyectos de clientes ya existentes.

Por otro lado, dentro de la organización, pueden ayudarte mantener una correcta comunicacion organizacionala prevenir conflictos, a solucionar problemas de forma más ágil y lograr que todos los miembros de la empresa alcancen todo su potencial.

Por el contrario, quienes carecen de ellas, pueden verse severamente limitados o incluso podrían enfrentar el fracaso de sus proyectos o negocios. Desarrollar habilidades como el liderazgo, el trabajo de equipo y la capacidad de comunicarse de manera efectiva, te permitirá dirigir proyectos con más facilidad, dar resultados satisfactorios para todos e incluso influir positivamente tu vida personal al mejorar la forma en que interactúas con los demás.

¿Qué habilidades necesitas desarrollar?

No hay un consenso respecto a cuáles son las habilidades de interacción social que existen, ni sobre cuáles son las más necesarias. Sin embargo, es importante que entiendas que se trata de aquellas capacidades que te permitan hacer tu trabajo que no sean de carácter técnico. Sobres cuáles deberías desarrollar, tu propio entorno te mostrará sus necesidades, no obstante, algunas de las más socorridas por las empresas o que se ven en líderes exitosos son:

  1. Comunicación.
  2. Trabajo en equipo.
  3. Resolución de problemas.
  4. Inteligencia emocional.
  5. Motivación personal.

¿Cómo desarrollarlas?

El primer paso para el desarrollo personal es aceptar que tenemos aspectos que necesitamos mejorar. Esto se puede lograr a través de la reflexión y la introspección, evaluando deficiencias en el negocio u organización, a través de la retroalimentación de colegas a quienes apreciemos. La redacción de un diario de tus interacciones con otros y sus resultados es una buena forma de autoevaluación.

Una vez que seas consiente de tus fortalezas y debilidades, haz un plan de acción para hacer las mejoras que necesites. Hay muchas formas para lograr esto, entre ellas:

  1. Considera trabajar con un mentor que te pueda dar retroalimentación y un modelo apropiado de habilidades.
  2. Si te interesa mejorar tus habilidades de comunicación, unirte a grupos sociales puede ser de mucha ayuda.
  3. Busca un asesor que te ayude a desarrollar alguna habilidad con rapidez.
  4. Trata de no subestimarte, mantente positivo y optimista. La mayoría de estas habilidades se basan en la confianza y entusiasmo, por lo mismo suelen verse disminuidas por la ansiedad, inseguridad y negatividad. Cambiar la forma en que piensas tendrá un fuerte efecto en la forma en que interactúas con los demás.

Ahora que ya sabes más sobre las capacidades no técnicas que necesitas para lograr tus metas es un buen momento para empezar a trabajarlas.

Si diriges un grupo de trabajo, un estudio de clima laboral es una buena forma de determinar cuáles necesitas desarrollar tanto tú como tu equipo, con esto lograrás sacar todo el potencial de tu empresa y obtener mejores resultados.

También te podría interesar:

30 marzo, 2022

Actividades de integración en las organizaciones; como romper la monotonía presencial- virtual

Los cambios vividos en los últimos años han empujado a las empresas a reestructurar la forma de trabajar. Ha sido todo un reto, sobre todo en el trabajo a distancia. ¿Cómo puede lograrse la integración en las organizaciones para mejorar la productividad y el clima organizacional? Aquí te damos unos consejos que te ayudarán.

Importancia de la integración de personal

La integración de todos los miembros de una organización es uno de los primeros pasos que da un empleado cuando comienza en una empresa. Cuando la experiencia es favorable, le permite al nuevo trabajador disfrutar de la experiencia y concentrarse mejor en sus labores.

Esa primera impresión debe ser positiva, ya que esto garantiza que permanezca dentro de la organización y evitará la innecesaria rotación de personal, fortaleciendo la producción y generando crecimiento y ganancias.

¿Qué hacer para conectar los trabajadores entre sí, aun cuando se trate de un trabajo remoto? Mucho dependerá de las herramientas que como empleador suministres para hacer sentir a cada miembro a gusto. Es necesario salir de la monotonía y establecer dinámicas de integración que ayuden a cumplir el objetivo.

5 actividades de integración de empresas

1. Romper el hielo

Puedes crear dinámicas de interacción en reuniones virtuales donde varios miembros de la organización de diferentes departamentos puedan participar. En el trabajo virtual es crucial, ya que como estamos en casa, desconocemos estos detalles. Conocer más del lugar de donde trabajamos contribuirá a fortalecer ese sentido de pertenencia de los empleados.

Puede ser una actividad interactiva en donde cada uno de los participantes se presenta, menciona un dato interesante de su personalidad que no se colocaría en un currículo, la función que desempeña, si es personal nuevo o cuántos años ha trabajado para esta empresa.

2. Escuchar atentamente

Mucho puedes saber de la personalidad de un trabajador y del tono de sus palabras. Date el tiempo de conocer qué le gusta y cuáles son sus preocupaciones. Eso te permitirá ejecutar un plan de acción en relación con sus necesidades. Escucha sus ideas y las áreas en las que se siente satisfecho y, en función de los resultados, desarrolla estrategias de integración.

3. Estimular la toma de decisiones

Con actividades extra curriculares, realiza juegos en los que se pueda participar de forma remota. Por ejemplo, el juego de la isla desierta en la que los participantes deben escoger solo 5 objetos para sobrevivir en un lugar desconocido.

Este tipo de actividades ayuda a estimular la creatividad, el pensamiento lógico y es un detalle importante que te permitirá evaluar cómo actúa cada participante en la toma de decisiones importantes.

Este tipo de escenarios permite también que los participantes puedan interactuar entre ellos, comentando cada uno sus respuestas, lo que logrará en un ambiente relajado la integración de personal.

4. Asignar un guía

Es una técnica ideal para contribuir a la integración de los nuevos empleados. Esta persona asignada servirá de guía temporal para ayudar de una manera informal al nuevo trabajador a conocer la empresa, su estructura y objetivos.

También le ayudará a despejar algunas dudas que tenga de los procesos que ha implementado la empresa. Esto permitirá que comience a adquirir un sentido de pertenencia y se adapte a la cultura organizacional.

5. Hacer seguimiento

Este paso es importante para determinar si todas las actividades que has implementado están dando resultados. De lo contrario, hay que establecer nuevas estrategias. Solo así puedes identificar los puntos en los que deben trabajar los empleados y cubrir las necesidades presentes.

En caso de que los resultados sean positivos, hay que hacer seguimiento, ya que siempre hay algo en lo que se pueda mejorar.

Todas estas herramientas permiten que los miembros de tu organización se sientan a gustos, felices y, sobre todo, integrados en un cálido clima laboral.

También te podría interesar:

28 marzo, 2022

Tipos de cultura organizacional en las empresas

El clima organizacional se concreta a partir de los procesos de socialización que ocurren dentro de la organización. En este intervienen aspectos propios de la cultura organizacional: forma de concretar las rutinas de trabajo, estilos de comunicación organizacional, grado de formalidad existente, entre otros. Te contamos mas a continuación.

¿Cuáles son los tipos de cultura organizacional en las empresas?

La cultura en el ámbito empresarial comprende los valores, actitudes, usos, costumbres e incluso, los productos tangibles que son utilizados y valorados por los miembros de una organización. Se puede afirmar que se trata de un patrón compartido para interpretar las normas de comportamiento y el funcionamiento organizacional. Todos los elementos que te mencionamos configuran la identidad de la empresa y la diferencian del resto.

En relación con los tipos, estos se derivan de un estudio realizado por los investigadores Robert Quinn and Kim Cameron, quienes presentaron un modelo que considera dos dimensiones: en qué grado la organización se orienta hacia el orden o la flexibilidad y si se orienta hacia el interior (integración de actividades) o al exterior (propiciando la competitividad). El modo en el cual se combinan las dimensiones mencionadas configura cuatro tipos:

  1. Orientada al clan. Generalmente, en este grupo se encuentran las empresas familiares. En las mismas encontrarás que se les brinda importancia, tanto a sus miembros como a sus clientes, y que las mismas se rigen por un sistema de control interno. La lealtad, la confianza, la colaboración y el compromiso representan sus principales valores. Son propensas a los cambios cuando las condiciones lo ameritan.
  2. Adhocrática. Las organizaciones adhocráticas resaltan por la innovación, el emprendimiento, la búsqueda del crecimiento y la flexibilidad ante la dinámica externa. Un atributo interesante que podrás ubicar en las mismas es el desarrollo de productos altamente diferenciados.
  3. Orientada al mercado. Su característica básica es que consideran las condiciones externas como prioritarias, sin embargo, buscan el control y la estabilidad interna en el logro de resultados. Son altamente competitivas y persiguen los objetivos proactivamente.
  4. Orientada a la jerarquía. Sus miembros buscan el control, el orden y la estabilidad a través de la formalización y la coordinación. Se basan en normas y procedimientos establecidos cuidadosamente. Propician el trabajo en equipo y su factor clave es la eficiencia en sus operaciones.

¿Cómo puedes crear y fortalecer una cultura propia dentro y fuera de la organización?

Una idea inicial es fortalecer las cualidades, habilidades, capacidades y recursos, con los que cuenta la organización. En este punto son relevantes las recomendaciones y aportes de cada uno de tus colaboradores de los diferentes equipos de trabajo que hacen vida en tu organización.

  • Desde la perspectiva de la dinámica interna, lo anterior se concretará en una mayor fidelidad por parte de los empleados, principalmente porque sienten que los involucras en las decisiones. Un beneficio adicional es el grado de compromiso y pertenencia que propiciarás en los mismos.
  • Desde la perspectiva de la dinámica externa, es decir, del entorno de negocios, permite generar fortalezas clave que serán tomadas en cuenta por el mercado y la competencia, ya sea por su originalidad o nivel de innovación.

Lo ideal es vincular la estrategia de la organización con los aspectos culturales, ya que estos se pueden considerar como un activo intangible. Ello exige un estilo de liderazgo adecuado, la presencia de facilitadores del cambio, el mejoramiento de las capacidades del capital humano, la traducción de los valores presentes en acciones y comportamientos positivos que impliquen rendimiento y alto desempeño.

Desde una visión integral, la creación y fortalecimiento de una cultura propia te permitirá obtener ventajas competitivas diferenciadoras que incidirán en un alto posicionamiento, prestigio y reconocimiento de la organización.

También te podría interesar:

25 marzo, 2022

¿Cómo establecer compromiso en los trabajadores sin exceder su jornada laboral en el teletrabajo?

El cambio es un factor determinante para las organizaciones, comprende la evolución de la valoración de competenciashabilidades laborales y el clima organizacional. La mayoría de las empresas que enfrentan dificultades, las superan mejorando las competencias de sus colaboradores.

¿Cómo establecer compromiso en los trabajadores sin exceder su jornada laboral en el teletrabajo?

El teletrabajo constituye la nueva forma de interpretar la jornada laboral desde casa. Este escenario se convierte en un reto para las organizaciones, ya que los líderes deben asumir la gran responsabilidad de los mandos de sus equipos y establecer el compromiso de todos por medio de la pantalla del navegador. Por eso, para poder alcanzar la optimización del tiempo y los esfuerzos realizados a distancia por los colaboradores, necesitas comprender las ventajas y limitaciones de este modelo e implementar las estrategias indispensables para obtener la cohesión del equipo de trabajo.

  • Una de las cosas de mayor impacto que debes tomar en cuenta en la dinámica del trabajo a remoto es la comunicación. No significa lo mismo tener a tu compañero al lado que al otro lado del ordenador.
  • Utiliza las videoconferencias para mantener conversaciones de manera regular con el propósito de conocer el estatus de los distintos proyectos o puntos pendientes para el día siguiente.
  • Establece encuentros sociales con todos los miembros del equipo a través del team building para conversar y tratar temas más allá de lo laboral.
  • Reconoce públicamente el trabajo desempeñado por tus equipos de trabajo a través de reuniones o de correo electrónico. La valoración de competencias es un aspecto fundamental.

¿Cómo marcar la línea entre el trabajo y la vida personal en el teletrabajo?

La línea que separa el trabajo de la vida privada en el teletrabajo es difusa. Esto tiene un impacto en los empleados, que a veces se esfuerzan más y no encuentran la manera de dividir ambos aspectos de sus horarios. Les resulta más difícil desconectar, lo que repercute en su bienestar y rendimiento.

Para solucionar esto, trabaja con tus equipos y aplica las mejores prácticas que les ayuden a distinguir entre la vida privada y profesional. Al final del día y los fines de semana, aliéntales a apagar completamente sus teléfonos de trabajo. De hecho, puedes hacer que añadan un recordatorio a su calendario para avisarles cuando hayan terminado su jornada laboral.

Medidas y periodos de descanso

El trabajo en remoto produce una situación de hiperconectividad, que a su vez genera riesgos tanto para el empleado como para la propia organización. La ansiedad es uno de los problemas más frecuentes que experimentan los trabajadores ocasionados por las reuniones a diario, eventos y otro tipo de novedades que tienen que afrontar. Por ejemplo, el teléfono, emailWhatsApp, ordenador y el portátil. El estar continuamente conectado agota excesivamente, lo cual puede derivar en depresión por la falta de descanso.

  • Es necesario comunicar y compartir las medidas en el seno de los equipos.
  • Las reuniones de equipo constituyen un buen momento para informar de la disponibilidad para esa semana e indicar las horas y los momentos en los que no se estará disponible.
  • Los tiempos de descanso también se pueden indicar en la agenda.
  • Los sistemas de mensajería como Slack sirven para bloquear las notificaciones que llegan fuera del horario laboral o durante los descansos.
  • Fijar una hora común para toda la empresa que marque el «principio del fin de la jornada laboral» es fundamental. Esto es una hora a partir de la cual no se celebrarán más reuniones, y todos se limitarán a terminar el trabajo que les queda por hacer.

Como conclusión, el teletrabajo es una alternativa digital para los trabajadores y para la organización. Sin embargo, se deben considerar los factores de riesgo y de desconexión para mantener una salud laboral en estado óptimo.

También te podría interesar:

18 marzo, 2022

Salario emocional, estrategias y consejos

Los ingresos monetarios que se perciben por concepto de cumplimiento de una jornada laboral son uno de los factores de mayor interés tanto para las empresas como para los profesionales. No obstante, no es el único parámetro de éxito. El estudio de employer brand research de 2021 apunta que una de las características más valoradas en el mercado es la integridad laboral. Te contamos más sobre ella a continuación.

¿Qué es el salario emocional?

La BBC define este concepto como el pago no monetario otorgado por los centros laborales como recompensa a los servicios brindados por sus trabajadores. Son los beneficios que se obtienen a nivel psicológico, filosófico y social por prestar servicios de índole profesional a una compañía. Este salario se mide a través de pruebas laborales.

Si una empresa no cubre los costos emocionales de sus trabajadores de manera adecuada, esto se refleja en una alta en los índices de rotación y ausentismo, además de una baja productividad y una sensación de desánimo general.

Entre los factores emocionales encontramos:

  • Equilibrio entre la vida personal, social y profesional: El trabajador no debe recibir llamadas, correos o mensajes fuera del horario estipulado.
  • Oportunidades de crecimiento en aspectos personales y laborales.
  • Autonomía en el trabajo: Libertad para gestionar recursos y tiempo para alcanzar una mayor productividad.
  • Horario flexible: Ser capaz de medir el esfuerzo invertido por la cantidad y calidad de metas cumplidas, en lugar de por la cantidad de horas empleadas en su realización.
  • Buen ambiente laboral: Espacio libre de violencia psicológica. El tono del trato verbal y escrito siempre es educado y cortés.
  • Relaciones interpersonales basadas en el respeto, la equidad y la justicia.
  • Contar al menos con un día libre a la semana.
  • Actividades de voluntariado o de desarrollo comunitario patrocinadas por la compañía.
  • Gozar de todas las prestaciones de ley.
  • Espacios de recreación y esparcimiento.
  • Reconocimiento público.
  • Planes de formación empresarial: Entre los que se encuentran cursos, talleres, diplomados e incluso educación de nivel superior.
  • Sensación de pertenencia: Generar un vínculo con la misión, visión y valores de la compañía.
  • Sentido de propósito: Establecer objetivos a corto, mediano y largo plazo.

Estrategias de aplicación en las empresas

Uno de los retos modernos de todo centro laboral consiste en ser capaz de entablar una relación laboral con sus empleados a través de una huella emocional reconocible, valorada y aplicable en todo momento. Estas son las principales estrategias que puedes llevar a cabo:

  • Generar, aplicar y analizar pruebas de satisfacción laboral.
  • Aplicar políticas de flexibilidad laboral. Permitir un sistema híbrido entre trabajo presencial y trabajo en línea.
  • Ofrecer servicios extras a los beneficios sociales, tales como guardería, comedor, transporte ejecutivo, lavandería, etc.
  • Planes de promoción de acuerdo a la antigüedad y a los logros de los empleados.
  • Formación continua: Ofrecer recursos de aprendizaje.

Casos de éxito

Para obtener la mayoría de los beneficios, debes establecer y mantener las estrategias implementadas con el paso del tiempo bajo las mismas condiciones de tiempo, calidad y transparencia.

Empresas, como IKEA y Johnson & Johnson, han visto reflejado el éxito en:

  • Disminución de rotación.
  • Disminución de ausencias.

La motivación primordial de un trabajador es obtener los ingresos suficientes para proporcionar a su familia un estilo de vida adecuado.

Para la mayoría de los involucrados, un buen nivel de vida se traduce en la capacidad de poder cubrir las necesidades básicas, además de tener tiempo, energía y recursos para descubrir e incrementar el potencial físico e intelectual. Sin olvidar la capacidad para cubrir los costos de las actividades realizadas por ocio y diversión.

Como ves, la realidad está cambiando, ya no solo el dinero mueve el mundo. Un trabajador puede encontrar la motivación que necesita para mejorar su vida laboral a través de la búsqueda por la estabilidad mental y la felicidad.

También te podría interesar:

11 marzo, 2022

Tips para hacer feliz a los colaboradores

Al hablar sobre clima organizacional, es relevante analizar cuáles son los factores críticos que inciden en este. Es aquí donde intervienen los empleados como actores clave en la definición de un ambiente adecuado de trabajo. La existencia del test de valores da cuenta de la importancia de conocer cuáles son sus cualidades, actitudes y situación psicológica.

¿Qué aspectos favorecen la colaboración en una organización?

Al considerar el nivel de colaboración que debe existir en una organización, es necesario que incluyas aspectos económicos y sociales. Se trata de que logres un equilibrio entre los objetivos referidos a beneficios, productividad, eficiencia y desempeño, por ejemplo, y los objetivos sociales. Estos últimos están dirigidos por motivaciones centradas en el empleado como aliado, entre ellos:

  • Mejorar el proceso de trabajo de tus equipos para que todos sus integrantes se sientan cómodos y dispuestos a trabajar. Un sistema de manejo de conflictos y de denuncias anónimas, disponibilidad de herramientas automatizadas para el trabajo colaborativo y el manejo de mejores prácticas para la realización de proyectos pueden ser algunas de las opciones de las cuales dispones.
  • Implantar programas de capacitación y entrenamiento a través de un catálogo de cursos preestablecido. Es recomendable que converses con los responsables de recursos humanos para diseñar los programas más idóneos que contribuyan significativamente con el desarrollo personal y profesional de los colaboradores.
  • Asignar incentivos a tus empleados en función de su rendimiento y valoración profesional.
  • Determinar fuentes de problemas derivados de las actitudes y aptitudes del personal para establecer medidas correctivas oportunas. Los test de valores cumplen cabalmente con este objetivo. Esto te exigirá realizar una revisión cuidadosa de los resultados para tomar las mejores decisiones en cuanto a la retención de talentos o ayudar a lograr los valores propuestos a aquellos que así lo requieran.
  • Garantizar un ambiente de trabajo adecuado y seguro.
  • Implantar mecanismos para optimizar los procesos de comunicación y los flujos de información: catálogo electrónico de documentos, servicio de mensajería en línea y administración de agendas.

Recomendaciones que te ayudarán a mantener felices a los empleados

Estar feliz significa estar satisfecho con los logros y con lo que se tiene. Se pueden mencionar algunos consejos al respecto:

  • Propiciar un sentido de pertenencia hacia tu organización a través de un esquema de relaciones basado en la confianza, la empatía, la comprensión y la inclusión.
  • Brindar autonomía a tus empleados en el marco de un esquema explícito y claro de normas, lineamientos y políticas organizacionales correctamente estructuradas.
  • Crear un buen ambiente laboral motivador donde prevalezca el compañerismo, la honestidad, la sinceridad, la disposición para el trabajo y los valores éticos.
  • Programar pausas activas, actividades de descanso y de compartir entre los integrantes de tus equipos de trabajo según proyecto y áreas. Incluye la organización de eventos especiales y mesas de discusión productiva.
  • Garantizar condiciones de trabajo que cumplan la normativa interna de la organización y el marco legal establecido en el país. También se pueden considerar las pautas recomendadas por la Organización Mundial de la Salud para crear iniciativas sobre ambientes de trabajo saludables.
  • Darle prioridad a las opiniones, comentarios, percepciones y recomendaciones de tus empleados. Esto se puede concretar por medio de encuestas organizacionales periódicas.
  • Implantación de actividades de integración y celebración de logros colectivos, los cuales pueden ser instauradas a través de programas de premiación, reconocimiento de trayectoria profesional, conferencias, comunicados de prensa, entre otros.

Finalmente, podemos afirmar que en la actual configuración del entorno de negocios se consideran como puntos relevantes la integración y el nivel de colaboración entre los equipos de trabajo como vía para concretar un ambiente laboral positivo y saludable. Bajo esta perspectiva obtienes logros organizacionales importantes y permanentes.

También te podría interesar: