18 abril, 2022

Tips para la resolución de conflictos

Establecer un excelente clima organizacional es crucial para el éxito de una empresa. Un conflicto entre los integrantes no solo puede afectar la convivencia entre los compañeros de trabajo, sino que, además, puede interrumpir la producción de la compañía. Por eso, es necesario crear mecanismos que permitan anticiparse a estos problemas. A continuación, te decimos cómo hacerlo.

Pasos para la resolución de problemas

A menudo, estos inconvenientes se pueden presentar debido a la falta de políticas internas que contribuyan al bienestar de la empresa. En ese sentido, es fundamental fortalecer la ética empresarial de un grupo de trabajo y el bienestar tanto de la empresa como de sus integrantes. Por ello, es necesario:

  • Disponer de canales de comunicación. La comunicación asertiva y el espacio para depositar las inquietudes o recomendaciones dentro de una empresa deben estar siempre disponibles. Un área de recursos humanos podría ayudar no solo a definir las funciones y las responsabilidades puntuales de cada trabajador, sino que también se convierte en un canal abierto y educado para comunicar inconsistencias, recomendaciones y soluciones.
  • Definir los objetivos de la empresa. Una vez las políticas de la empresa sean definidas, habrá un camino en común para los trabajadores. Eso permitirá determinar sanciones y objetivos claros para la consecución de un único fin, el cual, por supuesto, integrará los beneficios de sus trabajadores.
  • Empatía y canales de negociación. Como decíamos anteriormente, la comunicación asertiva es un paso primordial. Esta no fomenta únicamente las relaciones respetuosas, sino que, además, abre un espacio para la negociación de los intereses del grupo, desde luego, vinculados a un objetivo principal.

Conflictos en un ambiente laboral

Un conflicto laboral surge al interior de una empresa. Generalmente, están relacionados con directrices laborales. Esto es importante señalarlo porque se tiende a confundir un problema personal con un conflicto laboral. Un conflicto personal está asociado con problemas temperamentales (personales). En cambio, el laboral está asociado con prácticas profesionales (con directrices laborales).

Ahora bien, ¿cuáles son los motivos que pueden ocasionar este tipo de inconvenientes? Veámoslos:

  • Precariedad en los recursos. Es probable que algunos problemas surjan debido a la escasez de recursos para desarrollar un buen trabajo. Por lo general, las herramientas de trabajo dentro de una empresa se distribuyen de acuerdo a la función de cada uno de los empleados. No obstante, cuando dichas herramientas no se distribuyen de manera equitativa, el trabajador puede sentirse poco importante y, en consecuencia, se genera inconformidad laboral.
  • Trabajar bajo presión. El estrés o la tensión que se maneja dentro de un grupo de trabajo también puede ser motivo de conflicto. Esto se debe, en parte, al exceso de trabajo y a la falta de equilibrio con respecto a su remuneración salarial, aunque también es probable que esto ocurra por falta de compensación entre la vida personal y la vida profesional de un trabajador.
  • Reparto inequitativo de las responsabilidades. En concordancia con la insatisfacción de un trabajador, otra de las razones puede ser el exceso de trabajo en comparación con las obligaciones de los demás. Depositar en una sola persona el trabajo de un equipo no solo puede generar conflictos, sino que también puede afectar significativamente la salud del trabajador.
  • Preferencias o desinterés. Cuando se contrata o se le brinda preferencias injustificadas a una persona que no comparte los mismos intereses del grupo de trabajo, con el tiempo, esto puede afectar el juicio con respecto a las decisiones de la empresa. Una opinión en pugna dentro del clima laboral puede ser motivo de conflicto.

Pues bien, la armonía y el desarrollo de estos (sencillos) pasos pueden contribuir significativamente a identificar problemas y a evaluar modelos de acción y soluciones rápidas, adecuadas y efectivas. De igual forma, estos pasos permiten prevenir todo tipo de conflictos al interior de una empresa.

También te podría interesar: